Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘tradiciones argentinas.’

Miro el cielo y las estrellas…. sé que estás ahí.

¡Feliz día para todos los papás!

Read Full Post »


En la época colonial muchas familias de escasos recursos tenían una empresa familiar que les alcanzaba para cubrir sus necesidades básicas, Algunas confeccionaban cigarros, tejidos y comidas típicas que vendían por las calles de la ciudad.

En la colonia desde muy temprano se podían escuchar a los vendedores ambulantes que recorrían la ciudad ofreciendo sus productos: velas, escobas, agua, leche, plumeros, etc. Además de ir y venir por las callecitas de tierra por la mañana temprano se establecían en la Recova de la Plaza Mayor.

Los pastelitos integraban la larga lista de alimentos caseros ofrecidos en las calles y especialmente elaborados para las fechas patrias.

Hoy, los pastelitos forman parte del folklore nacional de los argentinos, son uno de los complementos ideales para acompañar el mate y están siempre presentes en las celebraciones de las fiestas nacionales.  Aunque el original es de dulce de membrillo también los hay de dulce de batata.

Ingredientes:

Para la masa de hojaldre:

• 500 gr. de harina,
• 150 gr. de mantequilla para hacer la masa base y unos 150 gr. más para untarla,

· 1 taza de agua
• una pizca de sal,
• 500 gr. de dulce de membrillo,
• aceite para freír,
• 400 gr. de azúcar.

Elaboración

Colocar la harina con la sal en forma de corona, la manteca  cortada en el centro e ir formando la masa. Agregar poco a poco agua (más o menos una taza) hasta obtener una masa lisa que habrá que dejar descansar unos 20 minutos.

Transcurrido este periodo, estirar la masa hasta que tenga 1 cm. de espesor. Untar con 50 gr. de manteca derretida, espolvorear con harina y doblar en tres. Estirar nuevamente la masa y volver a untar con otros 50 gr. De manteca , espolvorea con harina y volver a doblar en tres. Dejar reposar en la heladera durante 30 minutos.

Pasado este tiempo, con la masa fría, estirarla hasta que quede de unos 3 mm. de espesor y cortar cuadrados de 8 cm. Para cada pastelito se usarán dos porciones de masa, en una se pondrá un pedacito de dulce de membrillo que se cubrirá con otra, cuidando que las puntas del cuadrado inferior no coincidan con las del superior para formar una estrella de ocho puntas. Alrededor del cubito de dulce se pasará agua  para pegar las masas, presionando con los dedos y apretando para remarcarlo.

Se fríen en abundante aceite y se espolvorean con azúcar.

Son crocantes y tiernos…. ¡ qué ricos !

Read Full Post »

El chinchulín forma parte de las denominadas achuras y consiste en la parte primera del intestino delgado de aproximadamente tres metros de largo. Se puede asar cortado en partes, o desgrasarlo y realizar una especie de trenza marina que se denomina “chinchulín trenzado”. Puede ser de vaca, cordero o chivito.

Existen varias maneras de cocinarlos a las brasas pero lo fundamental es lavarlos, escurrirlos bien antes de cocinarlos y salarlos al final de la cocción. Algunos asadores los dejan en un bol con vinagre o jugo de limón durante 10 minutos antes de ubicarlos sobre la parrilla.

La mayoría de los conocedores los prefiere sin trenzar. Conviene recordar que es uno de los elementos que más tarda en cocinarse: una hora y media a fuego lento y media hora más con fuego mediano. Se debe rematar la cocción con fuego fuerte, un rato de cada lado, hasta que estén crocantes y sin elasticidad.

¡ Una verdadera exquisitez de la parrillada argentina !

Read Full Post »

El 8 de Diciembre (Fiesta de la Virgen), las familias argentinas arman el árbol de navidad con sus adornos y luces. Durante todo este mes tienen lugar festejos entre amigos y colegas de trabajo, en las casas o en restaurantes. Las empresas organizan festejos en las discotecas o en salones. Las casas son decoradas con guirnaldas rojas y blancas, luces de colores.

La noche del 24 de diciembre, el festejo empieza para algunos en la iglesia, donde es común ver pesebres vivientes.

Luego, la familia se reúne alrededor de una cena festiva compuesta por las especialidades del país.: pollo, pavo, cerdo, asado, ensalada rusa (papas, zanahorias, arvejas, huevos y mayonesa) y como postre ensalada de frutas y/o helado.

Para esta cena la familia se reúne con amigos. Cuando dan las 12 de la noche, todos van al pié del árbol de navidad y abren los regalos. En la calle, la gente tira cohetes y fuegos artificiales. Se brinda con champagne, cidra o “ananá fizz” y se comen turrones, peladillas, almendras, nueces, avellanas y el tradicional Pan Dulce.

Luego de abrir los regalos, los jóvenes van a las discotecas o a reunirse con amigos.

El 25 de diciembre la familia se reúne nuevamente o va a visitar a parientes o amigos.

El 31 de diciembre la familia se reúne de nuevo para la cena . Se cocina lo mismo que para Navidad o parecido y a la medianoche se asiste a los fuegos artificiales.

El 1 de enero, muchas familias parten de vacaciones de verano.

En la noche del 5 de enero, los niños ponen los zapatos debajo del árbol de navidad, esperando que pasen los Reyes Magos y les dejen regalos. También ponen un poco de agua y pasto para los camellos. Al día siguiente cuando se levantan, miran si los camellos han bebido el agua, comido el pasto y dejado los regalos.

Read Full Post »

mamalg5

El origen del “Día de la madre” se remonta a la tierna historia de una joven que pierde prematuramente a su mamá. Ella concibió la idea de dedicar en su homenaje, un día sin igual para rendirle tributo.

Se cuenta que la estadounidense Ana Jarvis de Philadelphia, luego de la muerte de su madre en 1905, decide escribirle a religiosos, políticos, abogados y otras personalidades de su época para que la apoyen en su proyecto de celebrar el “Día de la Madre” en el aniversario de la muerte de su madre, el 2do domingo de mayo.

Tuvo muchas respuestas, y en 1910 ya se celebraba en casi todos los estados de Norte América. Viendo la joven Jarvis la gran acogida a su iniciativa, logró que el Congreso de los Estados Unidos presentara un proyecto de ley a favor de la celebración del “Día de la madre”, en todos el país. En 1914, luego de deliberar y aprobar el proyecto, el Presidente Woodrow Wilson firmó la petición que proclamaba el “Día de la madre” como día de fiesta nacional, festejado el segundo domingo del mes de mayo.

Posteriormente otros estados se fueron sumando a la celebración, festejándose actualmente en más de 40 países, que si bien difieren a veces en la fecha, no tiene otro fin que rendir homenaje y enaltecer a ese ser que da todo por sus hijos: la madre.

En Argentina, esta fiesta se celebra el tercer domingo de octubre. Acá, la costumbre consiste en compartir una comida en familia y ofrecer un regalo a las mamás. Las cinco enseñanzas que los argentinos más valoran de sus madres son: cariño y cuidados, educación, valores, ejemplo de trabajo y ética.

¡Feliz día mamás!

Read Full Post »